• sábado 4 de febrero del 2023

EH Bildu, preparada para charlar de Presupuestos vascos, llama a enfrentar "ocasiones inevitables" como la de Osakidetza

img

Elkarrekin Podemos-IU una parte del rechazo a las cuentas y también reitera que una fiscalidad de progresividad, y el PP lamenta que no se bajen impuestos

BILBAO, 29 Oct.

EH Bildu se mostró preparada para charlar sobre los Presupuestos vascos para 2023, que este pasado viernes se entregaron al Parlamento, para revisar si el Gobierno PNV-PSE tiene la disponibilidad al acuerdo "que manifiesta verbalmente". El conjunto soberanista, que planteará proposiciones estructurales, ha llamado a enfrentar "ocasiones inevitables" como la de Osakidetza o la de la vivienda.

Elkarrekin Podemos-IU una parte del rechazo inicial a las cuentas, si bien no eludirá el diálogo, y ha lamentado que, en la presente situación de inflación y incremento del coste de la vida para los trabajadores, no se empleen "todos y cada uno de los elementos" libres a paliarla. También ha reprochado que, un año tras otro, el Ejecutivo se niegue a emprender una fiscalidad de progresividad.

Por su parte, PP Cs ha criticado el aumento de la deuda en el momento en que hay remanentes de 2.000 millones, y ha apelado a una reflexión sobre ello. Asimismo, considera "grave" que no haya una bajada de impuestos a familias y a medianas y pequeñas compañías.

En el enfrentamiento del Parlamento en las ondas de Radio Euskadi, recogido por Europa Press, el parlamentario del PNV Aitor Urrutia ha insistido en que hay "una intención de convenir" por la parte del Gobierno, pues se está frente "una situación bien difícil" y, más allá de que jeltzales y socialistas, asociados en el Ejecutivo, tienen mayoría en la Cámara para sacar adelante las cuentas, piensa que "hay que ensanchar" los acuerdos.

"Semeja que hay conjuntos prestos a sentarse y charlar del tema. Luego, esas diálogos van a dar o no frutos, pero ahora observaremos hasta dónde se puede llegar. Creo que tenemos precedentes esenciales pues en años precedentes asimismo se llegaron a pactos en temas de Presupuestos y la disponibilidad todavía es exactamente la misma", ha subrayado.

A su juicio, en este momento no es instante a charlar exactamente en qué y cuánto estaría preparado el Gobierno Vasco a llevar a cabo cesiones, sino "lo que importa es la disponibilidad al acuerdo" del Ejecutivo.

Por su parte, Gloria Sánchez, del PSE-EE, asimismo ha subrayado que hay "una disponibilidad al diálogo para hallar el mayor consenso viable" cerca de la aprobación de los capitales. "En este momento toca trabajar y ver exactamente en qué medidas nos logramos hallar y agrandar acuerdos", ha manifestado.

En todo caso, puso en valor que son unas cuentas "expansivas" y ha señalado "el ahínco" que se hace en políticas sociales, a las que se destina el 76% de los elementos totales. "Ocho de cada diez euros se destinan a un gasto popular y eso es esencial", enfatizó. En su opinión, hablamos de un Presupuesto "que se utiliza para una restauración y una reactivación económica".

Por su parte, la gerente de EH Bildu Nerea Kortajarena ha señalado que se charla de "disponibilidad" al acuerdo, en el momento en que los Presupuestos "están ahora presentados, aprobados y sobre la mesa". En este sentido, ha recordado que su conjunto ahora manifestó que el presente contexto social y económico "precisa otro modelo de gobernanza, cooperativo y colaborativo".

Con esa intención, según ha señalado, se pusieron en contacto con el asesor de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, antes de aprobarse el emprendimiento de cuentas públicas, para hablar sobre "cuáles eran las preferencias, las realidades" y a fin de que, como "se da en otros contextos", como en Navarra o en Madrid, "se pudiese charlar de ellas" antes de mostrarlas. "Eso no fué viable", ha subrayado.

En todo caso, mostró la intención de EH Bildu a charlar por el hecho de que se está en un instante "que necesita de diálogo y que se tomen resoluciones en este momento que logren condicionar el futuro". Tras remarcar que hay una recaudación récord de las haciendas vascas y, por consiguiente, "un colchón fundamental", dijo que "hay que enfrentar ahora ocasiones inevitables como la de Osakidetza y Vivienda".

Para emprender estas cuestiones, anunció que su conjunto presentará "proposiciones específicas estructurales". "Observaremos si la disponibilidad es la que actúa verbalmente", dijo.

El parlamentario de Elkarrekin Podemos-IU, Jon Hernández, ha manifestado que su conjunto "una parte del rechazo" a los Presupuestos. "Observamos que son afines a los de años precedentes para mantener exactamente las mismas políticas que no compartimos", ha añadido.

Por ello, en el momento de charlar con el Gobierno, dijo que les atrae no tanto "el cuánto, sino más bien el de qué manera se gasta ese dinero", esto es, a qué se destina el dinero. Además, indicó que estas cuentas "no usan todos y cada uno de los elementos" de los que se dispone, en una situación de inflación y el incremento del coste de la vida que acarrea para las clases trabajadoras.

También ha insistido en la política fiscal, para reprochar que el asesor de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, "afirme de año en año a la izquierda que no es instante de una reforma fiscal que avance en progresividad en este país, y prosiguen incrementando las rentas del capital en Euskadi en relación a las rentas de los trabajadores". "Unicamente se lo brincó una vez, en el momento en que abordó la fiscalidad y negoció un convenio con el PP para bajar el Impuesto de Sociedades", ha puntualizado.

Hernández dijo que, partiendo de ese "rechazo" de entrada a esos Presupuestos, van a hacer una interfaz de reivindicaciones para exponérselas al Gobierno. "Y observaremos las opciones", ha apuntado.

Por último, el representante parlamentario de PP Cs, Carmelo Barrio, asimismo ha lamentado que no haya existido un diálogo previo para poder ver de qué manera se enfocaban las cuentas. "Es un talante que ha faltado y después viene el Lehendakari pidiendo acompañamiento, pero antes no se trabajó un tanto el tema de los pactos", indicó.

Asimismo, piensa que las cuentas del año vigente "están fundamentados y basados en el acuerdo con Bildu, que es colega presupuestario este 2022". "Yo pienso que deberían mudar cosas", explicó.

A su juicio, primeramente, "hay un cuadro económico exageradamente desprendido, con unas esperanzas económicas muy altas, que por supuesto las primordiales instituciones económicas del Banco de España, AIReF y Funcas ahora están echando abajo".

Barrio piensa que lo que es "muy grave" es el aumento de la deuda en el momento en que hay remanentes de 2.000 millones. "No es posible que prosigamos realizando que nuestros hijos y nietos vayan a tener que abonar elementos escenciales en la economía de el día de hoy, pues es insostenible", indicó, para apelar a que se aborde "una profunda reflexión".
"Y, naturalmente, no hay bajada de impuestos a las familias, no hay bajada de impuestos a las pequeñas y medianas compañías, y eso es grave", ha concluido.

Más información

EH Bildu, preparada para charlar de Presupuestos vascos, llama a enfrentar "ocasiones inevitables" como la de Osakidetza