• jueves 9 de febrero del 2023

Incrementan en Euskadi un 6,6% las demandas por crueldad de género y un 5,1% las víctimas en el segundo período de tres meses

img

En total se asentaron 20 víctimas menores, 16 mucho más que en exactamente el mismo intérvalo de tiempo de 2021

BILBAO/MADRID, 13 Oct.

El número de demandas por crueldad de género subió en Euskadi un 6,6% en el segundo período de tres meses de 2022, con en comparación con mismo periodo de tiempo del año previo, al crear una cuenta un total de 1.495 en frente de las 1.403 del segundo período de tres meses de 2021.

Si se equipara con los tres primeros meses del año, con 1.448 demandas, el incremento es del 3,2%, según el Informe de forma anual sobre crueldad de género hecho público este jueves por el Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Entre abril y junio pasados se contabilizaron 1.472 víctimas de crueldad de género, un 5,1% mucho más interanual (1.400), de las que 904 son de nacionalidad españolas y 568 extranjeras. En total, se asentaron 20 víctimas menores, 16 mucho más que en el segundo período de tres meses de 2021 (4). De ellas, 14 son españolas (366,7% mucho más) y seis extranjeras (500% mucho más).

El número de renuncias --en el que la víctima se acoge a la dispensa a la obligación de declarar como testigo-- se elevó a 139 (en frente de las 94 del primer período de tres meses de 2021), lo que piensa un incremento del 47,9%.

En cuanto a la tasa de víctimas de crueldad de género, en el segundo período de tres meses de 2022 se contabilizan 13 por cada diez.000 mujeres, en frente de las 12,3 del mismo periodo de tiempo del año previo, lo que piensa un 5,5% mucho más.

En el segundo período de tres meses se incoaron en Euskadi un 51,9% mucho más de órdenes de protección, 275 en frente de las 181 de un año antes. Además, se dictaron 264 sentencias condenatorias, un 7% menos que en 2021 (284) y se enjuició a 276 personas, un 8,6% menos (302 en 2021).

En el grupo estatal, el número de demandas por crueldad de género subió un 12,33% en el segundo período de tres meses de 2022 al crear una cuenta un total de 45.743, un número mayor a la de demandas presentadas en el primer período de tres meses de 2022, en el momento en que sumaron 41.765; al tiempo que el número de mujeres víctimas ascendió a 44.543, un diez,89 por ciento mucho más que en exactamente el mismo periodo de tiempo de 2021 y un diez por ciento mucho más que entre enero y marzo pasados.

Según el CGPJ, estos datos revelan que todos y cada uno de los indicadores de la crueldad machista vivieron a lo largo del segundo período de tres meses de 2022 un importante incremento respecto al mismo intérvalo de tiempo del año previo.

En la situacion de las demandas, entre los meses de enero y marzo se asentaron un total de 45.753 demandas por crueldad de género, un 12,33% mucho más que hace un año, en el que fueron 40.721. En torno a siete de cada diez demandas (71,19%) fueron presentadas por las víctimas bien de forma directa en el juzgado bien en comisaría; las demandas presentadas por los familiares (808) volvieron a representar un porcentaje bajísimo (1,77%) respecto al total de demandas.

Durante el período de tres meses analizado, las demandas presentadas por los servicios asistenciales y terceros por norma general vivieron un nuevo aumento: pasaron de las 1.299 de hace un año a 1.766 y representan prácticamente un 4 por ciento (3,86%) del total de presentadas. Las demandas por intervención directa de las Fuerzas de Seguridad del Estado (7.162) fueron el 15,66% del total, con un suave incremento con en comparación con mismo período de tres meses del año previo (14,55%).

Mientras, las mujeres víctimas de crueldad machista ascendieron a 44.543, un incremento del diez,89% con en comparación con mismo periodo de tiempo de 2021, en el momento en que se contabilizaron 40.168. El porcentaje de mujeres víctimas de nacionalidad de españa sigue incesante, con leves variantes, desde hace unos años. Entre abril y junio, las que tenían esta nacionalidad fueron el 65,98 por ciento del total de víctimas del período de tres meses.

Estos datos se traducen en un incremento de la tasa de mujeres víctimas por cada diez.000 mujeres registrada en toda España, que pasó de 16,6 en el segundo período de tres meses de 2021 a 18,4 (1,8 puntos mucho más). Por sobre la media nacional se ubicaron Murcia (28,5), Baleares (27,6), Comunidad Valenciana (24,2), Canarias (21,5), Andalucía (21,3) y Madrid (19,6). Por bajo la tasa nacional, Cantabria (17,4), Extremadura (16,4), Castilla-La Mancha (15,6), Navarra (14,9), Asturias (14,7), Aragón (14,6), Cataluña (14,4), La Rioja (14), País Vasco y Galicia (13) y Castilla y León (11,6).

El archivo recopila asimismo la evolución en alza de las órdenes de protección acordadas por los órganos judiciales a lo largo del período de tres meses analizado, en conjunto 8.662, lo que piensa un 8,7% mucho más que hace un año, tal como del porcentaje de sentencias condenatorias, que alcanzó el 76,84% del total de dictadas en oposición al 75,22% registrado en el segundo período de tres meses de 2021.

Por otro lado, desde el 1 de abril hasta el 30 de junio se adoptaron por los órganos judiciales 1.193 medidas firmes en la suspensión del régimen de visitas, un 329% mucho más que hace un año, en el momento en que esta clase de medidas sumaron 278. Con con en comparación con primer período de tres meses de 2022, el incremento fué del 43,2 por ciento.

Estos datos reflejan que el segundo período de tres meses de 2022 volvió a enseñar el efecto de las ediciones legales introducidas en la Ley Orgánica de protección integral a la niñez y la adolescencia en frente de la crueldad en la adopción por los juzgados de crueldad sobre la mujer de medidas civiles para resguardar a los hijos y también hijas de las víctimas, según el CGPJ.

En el intérvalo de tiempo analizado, 4.167 mujeres víctimas de crueldad de género se acogieron a la dispensa a la obligación de declarar, lo que equivale a algo mucho más de nueve mujeres víctimas de cada cien (9,36).Estas cantidades suponen un mínimo histórico y se ubican bajo las registradas hace un año, en el momento en que fueron 4.231 (diez,53%) las víctimas que se negaron a prestar declaración contra su atacante.

La inclinación a la baja sigue por segundo año consecutivo tras la reforma del producto 416 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal aprobada el año pasado. Del total de mujeres que se acogieron a la dispensa, 2.409 eran españolas y 1.758 eran de otras nacionalidades.

Entre los meses de abril y junio, se incoaron por los órganos judiciales un total de 12.502 órdenes de protección. De ellas, diez.584 fueron pedidas frente a los juzgados de crueldad sobre la mujer y 1.918, frente a los juzgados de guarda.

Las órdenes de protección acordadas por los juzgados de crueldad sobre la mujer y por los juzgados de guarda sumaron un total de 8.662, lo que equivale a siete de cada diez órdenes pedidas (69,28%), un porcentaje algo inferior pero muy aproximado al registrado hace un año, en el momento en que las órdenes de protección acordadas fueron algo mucho más de siete de cada diez del total de las incoadas.

Si se examinan separadamente las órdenes de protección incoadas y acordadas por los juzgados de crueldad sobre la mujer y por los juzgados de guarda, se aprecia que los primeros dictaron 7.183 (el 67,9% de las diez.584 que fueron pedidas), al tiempo que los juzgados de guarda acordaron 1.479 (el 77 por ciento de las 1.918 que le fueron pedidas).

En el 48,8 % de las situaciones, la relación de pareja (cónyuge o relación cariñosa) se sostenía en el instante de la petición de la orden de protección al juzgado de crueldad sobre la mujer. En exactamente el mismo período de tres meses de 2021, esa situación se sostuvo en el 48,5 % de las situaciones.

Dos de cada tres mujeres (el 65,6 %) que pidieron protección eran españolas y un 1,6 % del total (tanto españolas como extranjeras) eran menores de edad. Estos porcentajes son muy afines a los del mismo período de tres meses del ejercicio previo, más allá de que el que tiene relación a las víctimas menores de edad ha experimentado un suave descenso próximo al medio punto porcentual (0,6 por ciento).

Más información

Incrementan en Euskadi un 6,6% las demandas por crueldad de género y un 5,1% las víctimas en el segundo período de tres meses