• domingo 25 de septiembre del 2022

Medra un 34,3% la afluencia de clientes a las playas de Bizkaia entre el 1 de junio y el 31 de julio

img

Los 276.920 kilogramos de restos retirados suponen 15.080 kilogramos mucho más respecto a los recogidos en 2021

BILBAO, 3 Ago.

La afluencia a las playas de Bizkaia creció un 34,3% en la primera mitad del intérvalo de tiempo estival con en comparación con mismo periodo de tiempo de 2021. En total, entre el 1 de junio y el 31 de julio han acudido a las playas del litoral vizcaíno 1.420.336 personas, lo que piensa 363.454 mucho más que en exactamente el mismo periodo del verano pasado.

Tal y como explicó en una nota la Diputación de Bizkaia, este aumento se ha producido, primordialmente, por el repunte experimentado a lo largo de julio, en el momento en que visitaron los médanos del territorio un total de 1.131.742 personas (el 79,6% del total en lo que va de temporada).

Las playas mucho más concurridas fueron las de La Arena (276.169 individuos), Arriatera-Atxabiribil (163.981), Gorliz (132.604), Ereaga (125.219) y Bakio (108.459).

Por su parte los equipos de socorristas han atendido a lo largo de estos un par de meses a 2.325 personas, la mayor parte por lesiones y picaduras (1.283 atenciones), y debieron entrenar 53 rescates en el mar: 32 por corrientes de agua y 21 por cansancio.

De la gente atendidas, solo 64 precisaron ser trasladadas a un centro sanitario. El resto (2.260) han recibido el alta en nuestra playa tras recibir la atención del personal de este sistema de la Diputación Foral de Bizkaia

El servicio de baño asistido fué usado por un total de 453 clientes, con mayor número de asistidos en las playas de Plentzia (164 personas) y Ereaga (156).

La mayoría de quienes han empleado este sistema (379) han acudido de manera individual, sin ser parte de un conjunto ordenado, y lo hicieron pidiendo cita anterior (228 personas), esencialmente a través del servicio telefónico habilitado para tal fin.

En cuanto a la retirada de restos de los médanos, en lo que va de temporada, el plantel de limpieza ha recogido en las playas vizcaínas 276.920 kilogramos de restos, lo que piensa un aumento de 15.080 kilogramos respecto a 2021 debido, eminentemente, a la incorporación de la limpieza de las playas de Getxo a este sistema foral.

De ellos, la mayoría (176.180 kilogramos) son restos traídos a la orilla por las mareas; 73.260 kilogramos se han depositado en las papeleras de fracción resto y los otros 27.480 kilogramos eran envases y plásticos recogidos en las papeleras y contenedores amarillos.

También la meteorología de estos 2 primeros meses de la temporada ha ayudado al desarrollo de clientes de las playas, puesto que este año hubo nueve días radiantes mucho más que en 2021.

A su vez, las jornadas en las que el cielo estuvo nuboso o hubo tiempo variable las temperaturas tuvieron unos valores mucho más propios del verano (e inclusive sobre lo frecuente) que los registrados en el ejercicio previo.

Con estos datos, y según explicó la miembro del congreso de los diputados foral de Sostenibilidad y Medio Natural, Amaia Antxustegi, en esta primera mitad de la temporada detectaron un aumento de la afluencia a las playas, esencialmente, atribuible a 2 causantes.

Por un lado, por la meteorología en tanto que, "el buen tiempo y los capítulos de elevadas temperaturas que se han registrado tanto en el mes de junio como en el de julio hicieron que bastante gente se hayan acercado a las playas de Bizkaia".

En ese sentido, Antxustegi ha recordado que a lo largo de la temporada de 2021 se redujo en este intérvalo de tiempo la proporción de personas que asistió a los médanos pues las temperaturas fueron "mucho más bajas de lo frecuente para la época del año y hubo mucho más días nubosos, cambiantes y lluviosos".

Por otro lado, la responsable foral ha atribuido esa subida al incremento de la afluencia a los médanos que se deriva asimismo del hecho de que, "tras 2 veranos con limitaciones y condicionados por la pandemia, hemos recuperado una alguna normalidad".

Esa vuelta a la normalidad, ha apuntado, dejó "al descubierto" que "la ciudadanía se encontraba y está con ganas de recobrar los hábitos de ocio que teníamos antes de la pandemia, entre ellos, la estancia en las playas". "Se parece un poco a eso que ocurrió en 2020, tras el confinamiento, en el momento en que se incrementó asimismo claramente la afluencia a los médanos", ha remarcado la miembro del congreso de los diputados.

Este incremento del número de usuarias y clientes de las playas se dejó ver en la actividad del aparato de socorristas, que ha atendido a 2.325 personas, lo que representa 253 mucho más que en 2021.