• sábado 24 de septiembre del 2022

Policía Municipal de Bilbao observará desde este viernes las dispesiones al volante debido al móvil inteligente o el GPS

img

BILBAO, 15 Sep.

La Policía Municipal de Bilbao va a poner en marcha desde este viernes 16 de septiembre y hasta el jueves próximo, día 22, una campaña de supervisión para impedir las dispesiones al volante ocasionadas por la utilización del móvil o de gadgets electrónicos como los navegadores GPS.

La idea se enmarca en el Plan Estratégico de Seguridad Vial y Movilidad Segura de Euskadi, se hará a lo largo de una semana y quiere mentalizar a la gente conductoras del riesgo que supone conducir mientras que se charla por el móvil inteligente o se maneja el GPS, según informó el Ayuntamiento de Bilbao en un aviso.

La Guardia Urbana Policía Municipal de Bilbao realizará esta novedosa campaña particular de supervisión y control del empleo del móvil inteligente y otros gadgets electrónicos con el propósito de corregir aquellas formas de proceder que entrañen peligro para la seguridad vial.

En este sentido, han informado que, por poner un ejemplo, se ha comprobado que en el momento en que un individuo charla por el móvil inteligente mientras que conduce deja de detectar el 40% de las señales y también advertencias de tráfico, su agilidad media baja un 12 % y su poder de reacción reduce frente cualquier imprevisto.

Sin embargo, el peligro no únicamente reside en charlar por el móvil inteligente, sino más bien asimismo en revisar quién llama, leer o mandar mensajes, usar apps, al fin y al cabo, en la utilización del terminal para alguno de las opciones que éste da, puesto que se considera incompatible con la obligatoria atención persistente a la conducción, han asegurado.

La misma situación de riesgo se muestra en el momento en que se conduce y se usan auriculares conectados a aparatos receptores o reproductores de sonido y todo ello es de app del mismo modo a quienes conducen bicicletas o automóviles de movilidad personal como los patinetes eléctricos.

Durante el año pasado, en campañas afines, la Policía Municipal de Bilbao controló un total de diez.244 automóviles y sancionó a 162 personas, un total de 138 por empleo del móvil y 24 por otras infracciones detectadas.

A través de las indagaciones de los accidentes de tráfico, se ha preciso la relevancia de las dispesiones en la conducción y la concurrencia de la utilización del móvil, entre los hábitos mucho más censurables en temas de seguridad vial, han subrayado.

Por ello, desde el 21 de marzo de 2022, se ha concretado una mayor detracción de puntos en el permiso de conducir, un total de 6, en la situacion de la utilización de móvil sosteniendo el dispositivo con la mano.

En la conducción de automóviles para los que es obligación la utilización del casco, la novedosa regla contempla el emplear el móvil configurado entre el casco y la cabeza de la persona que conduce, siendo la detracción en un caso así de 3 puntos.