Crónica País Vasco.

Crónica País Vasco.

Urkullu premiado con un retoño del Árbol de Gernika por su gestión gubernamental

Urkullu premiado con un retoño del Árbol de Gernika por su gestión gubernamental

El lehendakari en funciones, Iñigo Urkullu, ha afirmado que durante sus 12 años en el cargo se han fortalecido el desarrollo, la libertad, la soberanía, la convivencia y la identidad en Euskadi.

BILBAO, 17 Jun.

En un acto celebrado en la Casa de Juntas de Gernika, Urkullu recibió un retoño del Árbol de Gernika como reconocimiento a su labor al frente del Gobierno vasco.

Ana Otadui Biteri, presidenta de las Juntas Generales de Bizkaia, entregó personalmente el joven ejemplar descendiente del roble, destacando su importancia como símbolo de paz, libertad y democracia.

Este reconocimiento llega en un momento en el que Urkullu está a punto de traspasar el cargo a un nuevo candidato, resaltando su labor como embajador del símbolo más universal de los vascos.

Durante el evento, se destacó la constante labor de Urkullu para llevar la semilla del roble de Gernika a diversos lugares del mundo, fortaleciendo la identidad vasca y promoviendo la paz y la convivencia.

Otadui subrayó que Urkullu ha cumplido sus objetivos de desarrollo, libertad, soberanía y convivencia, trabajando con humildad e igualdad hacia todos.

Urkullu, por su parte, reafirmó su compromiso con una Euskadi de progreso, paz y libertad, tanto a nivel local como internacional.

En el transcurso de sus tres Legislaturas, Urkullu ha destacado la importancia de la dimensión humana, comunitaria e internacional en su labor política.

Gracias al esfuerzo y participación de todos, se ha logrado fortalecer el desarrollo, la libertad, la soberanía, la convivencia y la identidad de Euskadi, según afirmó Urkullu.

Además, Urkullu expresó su agradecimiento a las Juntas Generales de Bizkaia por su compromiso y trabajo durante todos estos años en pro de los objetivos comunes.

Finalmente, Urkullu tuvo un emotivo recuerdo para Gernika y el Árbol, destacando la importancia de su semilla que continúa dando frutos en diversas partes del mundo.

La entrega del retoño del Árbol de Gernika es una tradición de las Juntas Generales de Bizkaia, que ya suma más de 450 descendientes plantados en distintos lugares.