Crónica País Vasco.

Crónica País Vasco.

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz elimina los buzones inteligentes para compras online del Ensanche.

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz elimina los buzones inteligentes para compras online del Ensanche.

La concejala Beatriz Artolazabal ha destacado el éxito de la iniciativa para impulsar la logística verde en los repartos, reduciendo así la contaminación y el uso de vehículos a motor.

VITORIA, 5 Jun.

El Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz ha anunciado la retirada de los buzones inteligentes en el Ensanche, destinados a la entrega y recogida de productos comprados en línea, debido a que no han tenido la actividad esperada después de dos años y medio de funcionamiento, según ha explicado la entidad municipal para fomentar la logística verde en los repartos y disminuir la contaminación y el uso de vehículos a motor.

El Departamento de Espacio Público y Barrios informó que la decisión de retirar los 24 buzones repartidos por nueve puntos del centro de la ciudad se comunicó a la empresa JOMA semanas atrás, y durante la primera semana de junio se ha iniciado su desinstalación.

"Presentamos la iniciativa como una experiencia piloto para favorecer el reparto con medios de transporte limpios como la bicicleta. De esta forma, sacábamos las furgonetas del centro y reducíamos la contaminación y el ruido", recordó Beatriz Artolazabal, teniente de alcaldesa y concejala.

Tras analizar los datos, se determinó que los usos no alcanzaron las cifras óptimas esperadas para extender el servicio a otros puntos de la ciudad, lo que motivó la retirada de los buzones. La concejala Artolazabal reconoció que muchas empresas ya implementan sistemas de reparto sostenible, valorados por los usuarios y operando eficazmente.

La edil agradeció a todas las empresas, comercios y personas que utilizaron el sistema para el reparto de productos comprados en línea en los últimos meses, cumpliendo así con los objetivos de concienciar sobre las alternativas de transporte y fomentar la movilidad sostenible en la ciudad.

Según Artolazabal, la concienciación social y la apuesta por la movilidad sostenible en la ciudad han contribuido a reducir las emisiones de CO2 y la circulación de vehículos a motor, retos que se continúan impulsando en adelante.