Cinco individuos arrestados por serie de más de 40 robos en hogares en regiones del norte de España

Cinco individuos arrestados por serie de más de 40 robos en hogares en regiones del norte de España

Un grupo criminal ha sido detenido por la Ertzaintza y la Guardia Civil en un operativo conjunto denominado "Habitat-Mena2". Hasta el momento, se les acusa de haber cometido 42 robos con fuerza en viviendas en provincias del norte de la península. Además, se han practicado registros en domicilios de Bilbao y Cantabria. Esta información fue proporcionada por el Departamento vasco de Seguridad.

Tanto la Ertzaintza como la Guardia Civil venían investigando por separado un aumento en los robos en viviendas de sus respectivos territorios. Los delincuentes operaban con aparente impunidad y rapidez, lo cual generaba un clima de inseguridad entre los vecinos y malestar en las víctimas.

La colaboración ciudadana fue fundamental para seguir la pista de los delincuentes. A partir de ahí, ambas policías coordinaron sus esfuerzos a través del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado (CITCO), y se descubrió la existencia de un activo grupo delictivo en el norte peninsular.

El grupo criminal empleaba importantes medidas de seguridad para dificultar la labor policial. Mediante seguimientos discretos, se logró identificar a sus integrantes, conocer los cambios frecuentes de domicilio y los numerosos vehículos utilizados en sus desplazamientos, en los cuales cambiaban repetidamente las matrículas.

En un operativo simultáneo y coordinado, la Ertzaintza y la Guardia Civil llevaron a cabo registros en Bilbao y Cantabria, resultando en la detención de cinco personas y la incautación de herramientas, joyas, dinero y otros objetos que están siendo investigados para determinar su procedencia.

Hasta el momento, se les atribuyen 42 robos con fuerza en diversas provincias de España. La investigación sigue abierta y no se descartan nuevas detenciones y esclarecimientos.

El operativo contó con la participación de un importante número de efectivos de ambos cuerpos policiales, incluyendo unidades especiales, y las diligencias instruidas fueron puestas a disposición del Juzgado de Instrucción número 2 de Villarcayo (Burgos). El grupo, tras ser puesto a disposición judicial, ha quedado en libertad con cargos.

Este grupo criminal no dudaba en realizar desplazamientos largos para cometer sus delitos. Estudiaban minuciosamente sus objetivos, incluyendo la ubicación, vías de escape, horarios y rutinas de las víctimas. Su modus operandi consistía en forzar ventanas para acceder al interior de las viviendas y robar dinero, joyas y otros objetos de valor para su posterior venta en el mercado negro.

Tags

Categoría

País Vasco